martes, 23 de febrero de 2016

Estudios sociales e históricos

SOCIEDAD
Entorno social

Entre 1890 y 1910, la sociedad internacional experimentó una transformación radical. Fue un período de transición que se caracterizó por rivalidades y contradicciones entre las sociedades industrializadas, con depredadoras proyecciones sobre las sociedades afroasiáticas y del Pacífico, a las cuales sometió a la violencia colonial, y sobre América Latina, teatro renovado de competencias entre los poderes europeos y el naciente dominio de Estados Unidos, tanto en lo económico como en lo cultural. La mayoría de los debates que inspiraron el siglo XX, en todos los campos de la vida institucional, social y científica surgió durante estos años, así como se sistematizaron las principales problemáticas que siguen agobiando a la humanidad.

ACONTECIMIENTOS HISTÓRICOS



CIENCIA
Sociedad Linneana de Londres (en inglés Linnean Society of London) es una sociedad científica dedicada al estudio y la difusión de la taxonomía. Publica estudios de zoología, de botánica y biología. También edita The Linnean, una revista consagrada a la historia de esta sociedad y a la taxonomía en general.
Se fundó en 1788 y debe su nombre al genial naturalista sueco Carlos Linneo (1707-1778). Su sede se encuentra situada en Burlington House, Piccadilly,Londres. Todas las personas de acuerdo con los objetivos de la Sociedad pueden convertirse en miembros.

Química y farmacología

TÉCNICAS PSIQUIÁTRICAS

Nacimiento de la psicología clínicaEn 1890 W. James había publicado sus "Principios de Psicología" donde afirmaba que no "ocurría ninguna modificación mental que no viniese acompañada por un cambio corporal". Este cambio en la interpretación de las emociones hizo que la llamada psicología funcional adoptara como principios básicos el que la mente tuviera una función biológica diferenciada y seleccionada por la evolución y que se describiera la conciencia como el resultado del funcionalismo fisiológico del organismo. 
Freud nace en 1890

Tratamiento farmacológico para fenómenos de melancolía

Durante los periodos en los que los fenómenos ansiosos, fóbicos y obsesivos fueron interpretados como síntomas de la melancolía, el tratamiento farmacológico fue el de ésta patología, en el que los opiáceos ocuparon un lugar relevante (Tabla I). En los siglos XVII y XVIII, al opio se le asociaron otras sustancias como la datura, el beleño, la belladona, el alcanfor y las flores de zinc (óxido de zinc) (Postel y Quétel, 1983).
En resumen, los fenómenos de ansiedad (fóbicos-obsesivos-ansisosos) durante el periodo previo al siglo XIX estuvieron incluidos nosológicamente en la melancolía. Se interpretaron sucesivamente por las teorías humoral, iatroquímica e iatromecánica. A partir del siglo XVIII, estuvieron a caballo entre la "melancolía" y las "neurosis", entendiendo a éstas últimas como patologías del sistema nervioso, aunque sin lesión. El tratamiento más frecuente fue el opio.

Tratamiento de los trastornos de ansiedad durante el siglo XIX. 
Con relación a los síntomas somáticos de ansiedad representados en las neurosis de diferentes órganos, se suponía su origen en la fatiga o en la sobreestimulación nerviosa, de ahí que los tratamientos biológicos estuvieran representados por técnicas como la electroterapia o sustancias con capacidad sedativa, como los opiáceos y los bromuros, así como por técnicas de estimulación hidroterapia (Tabla I). Morel se mostró partidario de los opiáceos y desaconsejaba las técnicas estimulantes por agravar estos cuadros (Morel, 1866).
Para el tratamiento de las fobias también se procuraban técnicas que disminuyesen la irritabilidad. En el tratamiento de la agorafobia, se utilizaron los bromuros y la electroterapia, aunque Westphal se mostró muy excéptico respecto de su utilidad (Pichot, 1990). Por el contrario, para Cordes, la agorafobia era una manifestación de "debilidad irritable" por agotamiento del sistema nervioso y proponía el descanso, la comida y la estimulación hidroterapia para su tratamiento (Pichot, 1990). Similares recomendaciones se utilizaron en los fenómenos obsesivos.





Terapia rotacional Planteada nada menos que por el abuelo de Charles Darwin, Erasmus Darwin, (1731–1802) sugirió que el sueño era la mejor cura para las enfermedades. Erasmus descubrió que girando es mas fácil inducir el sueño, así creó una enorme silla giratoria donde recostaba a sus pacientes, hasta que quedasen dormidos. Lamentablemente esta terapia no fue muy popular hasta la llegada de Benjamín Rush (1813), pensaba que girar rápidamente descongestionaba el cerebro aliviando la enfermedad mental. Nadie resulto sano después del invento de estos dos, pero si salieron bien mareados.

Jaula de electroterapia




Frenología

A fines del siglo 19 el médico alemán Franz Gall desarrolló la frenología, una práctica basada en la idea de que la personalidad de una persona se ve reflejada en la forma de su cráneo. Básicamente Gall pensaba que las partes del cerebro más usadas por una persona se desarrollaban más y se volvían más grandes.

Entonces al mirar los abultamientos y depresiones del cráneo de una persona uno podía saber como era su personalidad. Para ello Gall confecciono un mapa donde registró que áreas cerebrales correspondían a que aspecto de las personalidad. Por ejemplo: el abultamiento sobre la zona de las orejas indicaba una personalidad destructiva, una cresta en la parte superior benevolencia. La frenología fue muy usada para cazar delincuentes y vagos pero en realidad nunca se desarrollo un tratamiento basado en ella. A principios de siglo 20 esta teoría fue descartada, aunque asombrosamente algunos grupos aún usan los pensamientos de Gall para dar a poyo a conductas discriminatorias.


Embarazos contra la hysteria
La histeria, pensaban se debía a que el útero tenía tantas ansias que comenzaba a expandir su “frustración” a través del cuerpo generando los síntomas que aquejaban a la mujeres. El mejor remedio: darle al útero lo que busca, ni más ni menos que un hijo. Si bien este tratamiento y esta conceptualización de la histeria cayeron en desuso hace varios siglos, el término se mantiene para hacer referencia a patologías caracterizadas por una fuerte manifestación en el cuerpo de lo psíquico.

Terapia con malaria

Julius Wagner-Jauregg (1857-1920) Se le ocurrió que con Malaria al causar una fiebre altísima la bacteria causante de la sífilis podría ser erradicada del cuerpo del paciente.

Privación del sueño

Ciertos hospitales, como el Hospital Mental Camarillo aquí fotografiado, estaban hacinados por lo que los pacientes hacían cola para dormir sentado. Alternativamente, algunos creían que la privación del sueño podría ayudar en el tratamiento de la depresión. 


Extracción de órganos

El Dr. Henry Cotton (1876 –1933), creía que los trastornos mentales eran causados por bacterias en el interior del cuerpo. Su solución? Extraer órganos enteros que fueron infectados por la locura. No hace falta decir que pocos sobrevivieron al proceso. 


Esterilización

El médico austriaco Julius Wagner-Jauregg (1857-1920) era conocido por esterilizar a los pacientes que él creía que habían desarrollado esquizofrenia debido a la masturbación excesiva. 


Hidroterapia
El concepto de terapia de agua puede evocar algunas ideas más relajantes hoy en día, pero en la década de 1800 y principios de 1900, la hidroterapia no era tan agradable. Los pacientes eran atados en el interior de la bañera, o bien envueltos en paños, luego eran sometidos a chorros violentos de agua, como medio de sedación.
 




Mujeres con 'hysteria'


Marguerite y el Señor sin nombre…Un vestido de novia para una boda imaginaria. (1944-1955) Punto, técnica de crochet cosido con una aguja e hilo extraído de sábanas viejas.

'Cómo cuidar de los locos', un manual para enfermeras de William D. Granger. Publicado en Nueva York en 1893, se trata de un manual para enfermeras psiquiátricas sobre cómo tratar a los pacientes con trastornos mentales. 

Nellie Bly (1864-1922) Mejor conocida como la periodista de investigación que descubrió los entresijos de las instituciones mentales. Se infiltró 10 días en un psiquiátrico aparentando estar loca para poder atestiguar las horribles condiciones en las que se encontraban los pacientes y crear un movimiento social para reformar las instituciones.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada